RIRCA

Representación, Ideología y Recepción en la Cultura Audiovisual

Daredevil: El hombre sin miedo

Todo héroe tiene su guionista estrella. John Byrne escribió las mejores historias de Superman, La cosa del pantano se convirtió en referencias gracias al talento de Alan Moore, Green Lantern volvió a nacer con la imaginación de Geoff Johns, Peter David consiguió que Aquaman fuera interesante y Frank Miller hizo lo impensable, estampando su firma con letras mayúsculas en personajes como Batman y Daredevil. No hablamos de los creadores de los personajes, sino de un reducido grupo de guionistas que supo revitalizarlos a base de creatividad y buenos argumentos, con secundarios sólidos, mucho drama y villanos definitivos. Si en este sentido tuviéramos que elegir una historia que nos sirviera tanto para conocer los orígenes, descubrir las motivaciones y entender la propia idiosincrasia de Daredevil, sin lugar a dudas tendríamos que hablar, tarde o temprano, de la historia Daredevil: El hombre sin miedo. Aprovechamos el reciente estreno de la serie de la que todo el mundo habla, para rescatar del baúl una obra que nos permite acercarnos al universo de Matt Murdock en Hell`s Kitchen.

La historia

El hombre sin miedo narra la vida de Matt Murdock desde que es un niño hasta que se convierte en el justiciero enmascarado Daredevil. Ya en las primeras páginas conocemos el accidente que lo deja ciego, el entrenamiento con ese ciego implacable llamado Stick, la superación de la invidencia y su constante evolución física. El drama de su padre boxeador y matón de la mafia, Jack «Batallador» Murdock, marca su infancia y su relación amorosa con Elektra la incrementa. Kingpin, el traje «ninja», su amistad con Foggy Nelson, la universidad; todos los detalles y personajes claves para comprender al Daredevil de la serie los encontramos aquí.

Publicación original

Daredevil: The man without fear se publicó como una miniserie de cinco números entre 1993 y 1994 en EE.UU, gracias al fantástico guion de Frank Miller y al muy particular estilo de dibujo de John Romita Jr. (entintado por Al Williamson y color de Christie Scheele). El cómic supuso la vuelta de Miller al héroe, un reencuentro muy esperado porque nadie había sido capaz de interpretarlo como él. Hay guionistas que se definen con el héroe, un lazo indestructible que llevan allá donde vayan. Daredevil es Frank Miller y Frank Miller es Daredevil. Sí, también es Batman. Pero existen pocos autores que hayan sido capaces de marcar tanto en la carrera de personajes tan carismáticos. Solo a la altura de Alan Moore, Grant Morrison, Peter David y pocos más.

Portada de Daredevil: El hombre si miedo

Paralelismos con la serie

Marvel’s Daredevil ya es una realidad. Después de meses de espera, el pasado mes de abril, Netflix liberaba los esperados trece capítulos de la primera temporada, una serie producida por Marvel Television y ABC Studios para el famoso canal en streaming que también trabaja actualmente desarrollando las cabeceras de Jessica Jones, Luke Cage y Puño de Hierro.  El elenco de Marvel´s Daredevil está compuesto por un estelar Charlie Cox en su doble papel como Matt Murdock y Daredevil bien acompañado de Deborah Ann Woll como Karen Page, Elden Henson como Foggy Nelson y un espectacular Vincent D’Onofrio como el poderoso y temible Kingpin.

Daredevil: El hombre sin miedo sirve como base para establecer los pilares del personaje en su versión televisiva, lo que no resta que exista, evidentemente, inspiración en otras etapas del diablo de Hell’s Kitchen como la de los guionistas Brian Michael Bendis, Ann Nocenti o Ed Brubaker. El tono urbano, oscuro y crudo está ahí, muchísimo mejor plasmado que en Gotham, donde la serie de Netflix le gana la partida como ficción criminal. Stick, su padre, el traje «ninja», hasta Elektra está presente en la primera temporada.

Quién sabe, quizá con el tiempo Marvel´s Daredevil se convierta en el referente determinante para el género de los superhéroes en la televisión. Un espejo en el cual mirarse si lo que pretenden es ofrecer un producto enfocado a un público más adulto, con un sincero respeto a su mitología y una calidad incuestionable.

Ya hace tiempo comentábamos en este blog cinco razones para ver en bucle una de
Hoy toca hablar de Pulp Fiction. ¿Qué se puede decir de esta película que no
Pantalla en negro. Productores. Sonido de platos y tazas. Un leve murmullo. Una voz se

Periodismo, divulgación y docencia.

Me puedes leer (y escuchar) también en La Milana Bonita

 

Esta obra está licenciada bajo una Licencia Creative Commons Atribución 4.0 Internacional.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Notice: Undefined index: sab_desc_style in /customers/1/a/4/rirca.es/httpd.www/wp-content/plugins/simple-author-box/inc/class-simple-author-box-helper.php on line 1025