RIRCA

Representación, Ideología y Recepción en la Cultura Audiovisual

Mejor llama a Saul

Better Call Saul (AMC, 2015-   ), spin off de la aclamada Breaking Bad, es una ficción creada por Vince Gilligan y Peter Gould. Se trata de una serie que repite compositor, equipo de directores, guionistas, personajes y hasta imágenes en su cabecera. Se han estrenado dos temporadas de diez capítulos cada una y está previsto que la tercera temporada llegue en febrero de 2017.

El personaje que conoceremos en Breaking Bad como Saul Goodman (interpretado por Bob Odenkirk), abogado con pocos escrúpulos y muchos recursos aparece en esta serie, precuela de la anterior, años antes, cuando se llamaba James Morgan (conocido entre sus amigos como Jimmy McGill) y daba sus primeros pasos como abogado.

En Better Call Saul, junto a los áridos paisajes de Nuevo México, más concretamente de Alburquerque (la excelente fotografía de Michael Slovis está al mismo nivel que Breaking Bad y es capaz de construir carga narrativa por sí misma a través de encuadres, planos, iluminación, puesta en escena o composición), en Better Call Saul encontramos numerosos personajes y conexiones de todo tipo con Breaking Bad.

_109749807_2515646_1706x960

Con todo, es Jimmy McGill la estrella que brilla sobre todo lo demás, en un producto de digestión lenta donde los detalles, ausencia de diálogos y contenido dramático son esenciales. Es una serie, por otro lado, con punto final, porque sabemos lo que ocurrirá con los personajes algunos años más tarde, aunque desconocemos cuánto durará el tránsito. Recordemos que en el último capítulo de Breaking Bad se predice el futuro de Saul Goodman cuando le dice a Walter White: “Si tengo suerte, en el mejor de los casos, dentro de un mes estaré dirigiendo un Cinnabon en Omaha”. Y con esta imagen comienza Better Call Saul.

better-call-saul-cinnabon_109749833_2516192_1706x960

El personaje que interpreta Odenkirk es complejo y colorido (como sus ropas) y, este actor curtido en la comedia (actor muy popular en Estados Unidos por sus papeles en SeinfeldThe Office), ha sabido construirlo con brillo. Un hombre hecho a sí mismo contra todo pronóstico, que debe luchar con la envidia y la traición de su propio hermano Chuck y que es capaz de (re)inventarse una y otra vez, siempre dicharachero, creativo y divertido. Superviviente nato, se mueve con la misma habilidad en el salón de belleza oriental en el que ocupa un minúsculo espacio entre manicuras y agua con lima que en el exclusivo bufete donde exige tener una mesa de madera carísima.

better-call-saul-trajes

Como audiencia, asistimos con el corazón encogido a sus arranques de creatividad y autonomía, aunque seamos capaces de prever el desastre, y nos emocionamos con el cariño incondicional que siente por su hipocondríaco hermano, quien no duda en traicionarle una y otra vez para evitar su éxito profesional. A pesar de la escasez de diálogos, Jimmy McGill aparece como un personaje multifacético, capaz de sorprendernos y emocionarnos al mismo tiempo.

El excelente trabajo de Odenkirk hace creíble un protagonista que transita desde el perfil del decente y trabajador Jimmy hasta el tramposo Saul Goodman que existirá temporalmente más tarde en Breaking Bad. Odenkirk es una de las bazas más importantes para que Better Call Saul encuentre su propia personalidad, siempre amenazada por la excelencia de su secuela y por la potencia que tendrá Walter White en ella.

La complejidad del personaje le lleva a plantearse su propia moral. ¿Es siempre lo correcto lo mejor o beneficioso? Para Jimmy no está claro que siempre sea así. Y eso es probablemente su destino, aunque le aleje de la mesa de madera noble, del coche alemán de importación y de su presencia en el mundo más exclusivo de la abogacía. El anillo que siempre lleva Saul en Breaking Bad es un significativo enlace entre ambas series. Se trata de un regalo que  recibe al final de la primera temporada de Better Call Saul y que representa la ética del abogado: recordatorio de pensárselo dos veces antes de caer en la trampa de hacer “lo correcto” solo para complacer a los demás. Todo ello, suponemos, concluirá en el nada glamuroso bufete que conoceremos en Breaking Bad donde ya no existe Jimmy, que deja paso a Saul.

Skyler White ha sido uno de los personajes más odiados de la televisión reciente. La
La ficción seriada de la Edad de oro de la televisión se caracteriza, entre otras
Breaking Bad (AMC, Vince Gilligan, 2008-2013), que el escritor Stephen King calificó como la mejor
 

Esta obra está licenciada bajo una Licencia Creative Commons Atribución 4.0 Internacional.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Notice: Undefined index: sab_desc_style in /customers/1/a/4/rirca.es/httpd.www/wp-content/plugins/simple-author-box/inc/class-simple-author-box-helper.php on line 1025