RIRCA

Representación, Ideología y Recepción en la Cultura Audiovisual

En tierra de faraones: «Assassin’s Creed: Origins» (Ubisoft, 2017)

Muchos eran los detractores que pensaban que la saga Assassin’s Creed estaba agotada cuando se anunció hace unos años el lanzamiento de una nueva aventura que ponía a la Hermandad de Asesinos en el centro. El desencanto de los jugadores por las reiteraciones argumentales y la supuesta falta de ideas para el desarrollo de mecánicas que diesen un aire renovador a la franquicia, propició una desilusión general que entendía los nuevos juegos como “copias de las mismas fórmulas únicamente como estrategia comercial”. En este sentido, la torpeza que Ubisoft demostró a la hora de plantear el cambio a la nueva generación de consolas con el Unity y el Syndicate no fue muy positiva a la hora de valorar los productos de la franquicia que salían al mercado. Incluso, una servidora era reticente a consumirlos debido a la preconcepción “estoy cansada de que me ofrezcan siempre el mismo juego en diferentes escenarios.”

Sin embargo, con Assassin’s Creed: Origins, Ubisoft parece haber tomado la iniciativa y ha realizado una historia realmente interesante y con las suficientes novedades en sus mecánicas como para volver a enganchar a los más escépticos. Pero, mejor vayamos por partes.

La grandiosidad de Egipto está al alcance del jugador en AC: Origins

Siendo el doceavo juego de la saga, la acción nos situará en el Antiguo Egipto en el año 49 a.C. donde toda la región estará bajo el dominio del faraón Ptolomeo XIII y donde se sucederá la inminente invasión del Imperio Romano de Occidente. En este contexto controlaremos a Bayek de Siwa, un Medjay – o, en otras palabras, un guerrero al servicio de Egipto – que combatirá la tiranía del faraón a la vez que buscará venganza por la muerte de su hijo. Dos premisas que motivarán el viaje de nuestro protagonista y serán el motor de la principal línea argumental del juego. Así, Bayek y su esposa Aya se verán envueltos en una batalla abierta para luchar contra un grupo de opresores llamado “Los Antiguos” y que amenazarán al pueblo de Egipto al mismo tiempo que supondrán un impedimento para la recuperación del trono de la reina Cleopatra, desterrada a manos de su propio hermano. Un periplo que nos llevará a la caza y captura de los líderes del clan como parte de la misión principal y a ayudar a nuestros paisanos como parte de las misiones secundarias. Por supuesto, no resultará complicado deducir que estos hechos supondrán el nacimiento de la Hermandad de Asesinos tal como la conocemos en los juegos anteriores.

El juego incorpora elementos de la mitología egipcia en el argumento

De esta manera, AC: Origins será la historia de “orígenes” (como el propio título indica) que todos los jugadores demandaban y que está realizada con una extrema coherencia argumental. Durante el desarrollo de la acción se nos narrará la evolución del personaje de Bayek como un guerrero con una fuerte convicción patriótica que estará en desacuerdo con el despotismo que los gobernantes ejercerán sobre el pueblo. En este sentido, el contexto histórico será el punto neurálgico de la franquicia donde se aprovecharán los elementos socio-políticos de las épocas elegidas para hacer una crítica al poder y cómo éste utiliza la religión como control de las masas. Una premisa que se explotará de manera muy creativa en AC: Origins donde se jugará con la tradición mística y mitológica egipcia para guiar el arco evolutivo de los personajes que aparecerán y como un componente estético muy atractivo y jugoso. En este sentido, la exploración del escenario (cuidado hasta el más mínimo detalle) y las cinemáticas ayudará a crear una atmósfera onírica y misteriosa que aportará una gran riqueza visual al conjunto del juego.

Con una duración aproximada de unas 40-45 horas de juego para completar su trama principal, el juego dispondrá de un extenso mapa repleto de misiones secundarias y otros elementos que requerirán la investigación, la habilidad y la paciencia del jugador – desde la búsqueda de tesoros, la caza de animales y el asalto a fortalezas hasta la recolección de armamento, el asalto de tumbas y la sincronización de atalayas. Unos elementos que estarán integrados de forma muy orgánica en la acción y que no se harán nada pesados; además de agilizar el sistema de combate y de contar con un sistema RPG donde se ganará experiencia por cada tarea completada. Otro elemento interesante será la posibilidad de utilizar a tu águila Senu – símbolo de la Hermandad de los Asesinos – como elemento interactivo dentro de la acción para divisar asegurar el terreno. Dos elementos que ayudará a cohesionar mejor el juego y a dar una función “real” a los cometidos que se irán surgiendo durante la aventura.

Aya y Bayek son unos de los personajes más interesantes de la franquicia

Igualmente, otro de los elementos que aportarán una perspectiva nueva a la franquicia será la configuración y desarrollo del protagonista; y, en consecuencia, del arco evolutivo del personaje de Aya, su mujer. En este sentido, nos encontramos con una pareja carismática, completamente compenetrada y unida por el duelo que sufren por la muerte de su hijo, Khemu. Así, el conflicto en el ámbito familiar se desarrollará en torno a la manera que ambos tendrán de enfrentarse a la pérdida. Mientras Bayek buscará venganza frente a los asesinos de su hijo, Aya hallará la paz interior como protectora de Cleopatra y en la lucha contra el Imperio Romano. Una resolución que culminará en una búsqueda identitaria individual y en un viaje por separado en búsqueda de la justicia social. En este sentido, podremos disfrutar esporádicamente de alguna misión naval manejando a Aya que romperá con la monotonía del juego y donde tendremos la posibilidad de manejar a un personaje femenino como protagonista; aunque, personalmente, podrían haberla incorporado en un mayor porcentaje, ya que tiene el mismo objetivo que su marido y tienen evoluciones paralelas. Una decisión que aún parece un poco “cobarde” por parte de Ubisoft y que subsanó en AC: Odyssey con la elección de Kassandra como protagonista jugable.

En definitiva, AC: Origins es un más que digno sucesor de la franquicia y es una extraordinaria historia de orígenes con personalidad propia, pero sin alejarse de la esencia de los anteriores juegos. Un recorrido muy original por la mitología del Antiguo Egipto y un viaje maravilloso a través de grandes desiertos, misteriosas pirámides, majestuosas ciudades y preciosos oasis.

Desde su nacimiento allá por el año 2005 la saga God of War se ha
En octubre de este mismo año - y más concretamente el día 25 - los
En 1962 hacía su primera aparición en el mundo de las viñetas Spider-man de la
 

Esta obra está licenciada bajo una Licencia Creative Commons Atribución 4.0 Internacional.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Notice: Undefined index: sab_desc_style in /customers/1/a/4/rirca.es/httpd.www/wp-content/plugins/simple-author-box/inc/class-simple-author-box-helper.php on line 1025